Abies alba

Nombres populares, en castellano: abeto. en catalán: avet, pi avet.

Alimentación humana y recetas
Bebidas alcohólicas
A algunas ratafías caseras en el Pallars, Cataluña, se le añaden ramas de abeto. Este licor se hace con aguardiente o anís y siempre lleva nuez verde.

Bebidas no alcohólicas
El jarabe de piñas diluido en agua fría se toma como bebida refrescante para quitar la sed en el Montseny.
RAMET Anaïs 0.00 (0)10 comentarios
Alimentación animal
FORRAJE VERDE O SECO
En tiempos de escasez, en Pallars, se recolectaban ramas y hojas para el ganado bovino, normalmente en primavera. Esta especie de forraje recibía la denominación de viny.
Pallars
Eva Cátedra0.00 (0)00 comentarios
Uso medicinal
Del abeto se han usado las piñas, las yemas y la trementina o resina semilíquida. Actualmente las yemas se usan poco, pero a principios del siglo XX era frecuente ver a mujeres vendiendo yemas, llamadas también flor de abeto, y trementina. Las trementinaires eran mujeres que, en los siglos XIX y XX, bajaban, normalmente en parejas o pequeños grupos, del valle de la Vansa, en la comarca pirenaica del Alt Urgell, hacia otras comarcas catalanas para vender aceite de abeto, trementina y otros remedios que preparaban artesanalmente.

Sistema circulatorio
En Aragón la trementina, puesta sobre papel de estraza o tela en forma de emplasto se usa como hemostático (para detener hemorragias) en heridas y úlceras. En el Pallars ingieren directamente pequeñas dosis de trementina como depurativo sanguíneo.

Sistema digestivo
El cocimiento de sus yemas o piñas se toma en Aragón contra inflamaciones y ardor de estómago. Como laxante para las indigestiones, en el Pallars ingieren directamente la trementina, a veces mezclada con azúcar y tomando después un gran vaso de agua. La trementina se usa como antiálgico, antiséptico bucofaríngeo y reparador gástrico en el Pallars, tomando una cucharadita durante varios días, sola o mezclada con un poco de azúcar, y contra las úlceras gástricas, tomando dos o tres gotas de trementina en agua. También se untan las mejillas directamente con trementina contra las odontalgias. En Galicia se bebe la decocción de la corteza de pinotea (Abies sp.), o se lava la boca para el dolor de muelas e inflamación.

Sistema genito-urinario
En el Pallars el emplasto con papel o con un trapo mojado en trementina es usado contra el dolor de riñón, aplicado directamente sobre la parte afectada. También como fomento, untando un parche poroso de farmacia con trementina.

Sistema respiratorio
En Aragón el cocimiento de yemas o piñas se emplea para afecciones de las vías respiratorias y la trementina aplicada en emplasto en pecho y espalda para afecciones bronquiales. En La Cerdanya (Cataluña) se prepara un jarabe de piñas como anticatarral y pectoral, y también se usa el aceite de abeto como preventivo de los resfriados. En otros casos se toma el jarabe de piñas verdes de abeto junto con cola de caballo (Equisetum arvense L.), gordolobo (Verbascum pulverulentum Vill.), milenrama (Achillea millefolium L.), piedemulo (Tussilago farfara L.), pino albar (Pinus sylvestris L.), y a veces otras especies, con azúcar. En ocasiones se añade este jarabe al cocimiento de manzanilla dulce (Matricaria chamomilla L.) o té (Sideritis hyssopifolia L.). En el Pallars para los resfriados se toma en ayunas durante nueve días el elixir o macerado de las piñas en vino rancio o moscatel y contra el catarro se dan masajes en el pecho con el macerado de las piñas en aceite o con la resina. También se emplean las piñas de abeto en forma de tisana junto con otras ocho especies: brecina [Calluna vulgaris (L.) Hull], chopo (Populus nigra L.), escobilla parda (Artemisia campestris L.), eucalipto (Eucalyptus sp.), matricaria [Tanacetum parthenium (L.) Sch. Bip.], pino (Pinus sylvestris), saúco y tomillo (Thymus vulgaris L.). Popularmente se especifica que siempre deben ser nueve especies. Se usa también en forma de vahos contra la sinusitis. Tanto el aceite de abeto, producto elaborado que se adquiere en el mercado, antaño a las vendedoras denominadas trementinaires, para masaje como la ingesta de la decocción de la piña se usan como pectoral y antiasmático en Ripollès, Cataluña. En el Pallars toman aún contra el asma una tisana de piñas recogidas maduras, de la que advierten que debe usarse con moderación, o bien una cucharada en ayunas del jarabe obtenido a partir de piñas maduras cortadas en rodajas e introducidas en un bote con azúcar, mosto o miel, que disuelve la resina de las piñas. También está indicado para la tos y como descongestivo bronco-pulmonar. El jarabe de pi- ñas y también la tisana son usados como antiasmático y antibronquítico, antigripal, antipirético, antipneumónico, antiséptico, béquico, descongestivo bronco-pulmonar, mucolítico y expectorante. En el Montseny la oleorresina, en forma de emplasto, se aplica igualmente como antiasmático, antibronquítico, anticatarral y antigripal, y en el Alt Empordà los tallos jóvenes se emplean también como anticatarral mezclados con borraja (Borago officinalis L.), llantén (Plantago major L.), malva (Malva sylvestris L.), pulmonaria (Pulmonaria affinis Jord. ex F.W. Schultz) y saúco. Contra la faringitis flemonosa y la afonía, en el Pallars preparan un cocimiento con la piña verde, y la trementina, obtenida por punción de las vesículas de oleorresina del tronco del abeto, se usa contra la amigdalitis y como anticatarral por ingesta directa. También la usan como descongestionante bronco-pulmonar (en pastillas formadas con resina y azúcar) y para constipados bronco-pulmonares en forma de emplastos; igualmente se toma con leche caliente antes de acostarse.

Musculatura y esqueleto
La trementina se aplica directamente en Aragón sobre fracturas óseas, golpes y otros traumatismos y contra la ciática. A la oleorresina, denominada oli d’avet, en el Montseny se le atribuyen propiedades antiálgicas y antiinflamatorias también por aplicación directa. En el Pallars, la trementina se usa como antiinflamatorio y como analgésico en dolores musculares, de articulaciones y neuralgias de diferentes etiologías (a veces añadiendo chocolate) y para el reumatismo en forma de emplastos, con la trementina puesta sobre papel de estraza y a veces con un baño posterior con grasa de cerdo y salmuera. Se cree que el emplasto queda más o menos pegado dependiendo de la naturaleza de la enfermedad y de la duración de la misma, y que se despega el fomento cuando el dolor ha desaparecido. También se usa para el dolor de huesos en emplasto mojando con ella un trapo de terciopelo al que se añade goma resina o incienso pulverizado. Contra contusiones y dolores costales se aplica un emplasto que inmoviliza la parte afectada, también en caso de roturas de brazos, que parece que tiene una acción antiinflamatoria local, extendiendo una clara de huevo montada sobre un papel de estraza a la que se añade un poco de trementina. Para las fracturas de esternón, preparan el emplasto sobre nueve pliegos de papel de periódico regados con miel y una mezcla de trementina e incienso. Para contusiones y dislocaciones, preparan emplastos de trementina con chocolate y azúcar como espesantes. En roturas con el callo de la fractura muy grande se aplica un emplasto con el bulbo de azucena silvestre (Lilium martagon L.) chafado y untado en forma de cruz con trementina. La trementina con anís (licor a base de anís, Pimpinella anisum L.), harina y jabón se usa en forma de emplasto para las dislocaciones óseas. También en el Pallars, para dolores articulares y musculares asociados a fiebres de Malta se dan baños con el cocimiento de las acículas de abeto a la que se añade un nido entero de hormigas. En La Cerdanya se usa el aceite de abeto en emplasto como antiinflamatorio para los esguinces.

Piel y tejido celular subcutáneo
La trementina se usa en Aragón en forma de emplasto puesta sobre papel de estraza o tela, para curar heridas y úlceras, como antiséptico y hemostático. En el Pallars, aplican la trementina directamente como resolutivo para abscesos, heridas o rasguños y para mantener el drenaje de abscesos abiertos. Para granos purulentos se prepara, para activar la eliminación de pus, un emplasto con bulbo de cebolla asado, mojado con trementina y sebo de cerdo al que llaman llard dolç de porc. En Les Guilleries también atribuyen propiedades resolutivas a la resina de abeto. Órganos de los sentidos En el Pallars aplican directamente la trementina en el ojo como antiséptico ocular y contra el dolor.

Enfermedades “culturales”
Para curar el pit espatllat (pecho estropeado, que se caracteriza por cansancio, apatía y la creencia que parte del esternón se ha desplazado, en el Pallars se aplican emplastos de trementina preparados sobre nueve pliegos de papel de periódico con miel y una mezcla de trementina e incienso después de tirar de los brazos del enfermo con las manos juntas o de un tratamiento con agua caliente.
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Nueno (Hoya de Huesca / Huesca / Aragón).
Sistema digestivo: El cocimiento de yemas o piñas se emplea contra ardor de estómago en Nocito y puntos del Sobrarbe. (Nocito, Sobrarbe).
Citado en Nocito. Villar, L., J.M. Palacín, C. Calvo, D. Gómez & G. Montserrat. 1987. Plantas medicinales del Pirineo Aragonés y demás tierras oscenses
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Angüés (Hoya de Huesca / Huesca / Aragón).
Musculatura y esqueleto: En el tratamiento de fracturas, se entablillan con caña y una vez atada, se cubre con empIasto caliente de trementina de abeto con miel y se faja.
Citado en Huesca. Villar, L., J.M. Palacín, C. Calvo, D. Gómez & G. Montserrat. 1987. Plantas medicinales del Pirineo Aragonés y demás tierras oscenses
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Uso veterinario
Sistema digestivo
Como laxante para la indigestión del ganado bovino, en el Pallars se prepara una emulsión formada por unas gotas de trementina en medio litro de agua, para uso interno.

Musculatura y esqueleto
Para fracturas óseas de animales, en Aragón se usa la trementina para hacer emplastos calientes con miel y cubrir, una vez entablillados con una caña (Arundo donax L.), los miembros fracturados.

Piel y tejido celular subcutáneo
En el Pallars, como antiséptico contra el ántrax supurativo (forúnculos), cuando este se resiste a los tratamientos convencionales, se usa un ungüento obtenido hirviendo la corteza interna o parénquima cortical de saúco, de olmo de montaña (Ulmus glabra Huds.) y una cucharada de trementina. En heridas y rasguños la trementina la usan como cauterizante para destruir tejidos indeseables de las pezuñas de equinos, a veces causadas por una herida durante el herrado. También se usa trementina con astillas de pino albar (Pinus sylvestris).
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Angüés (Hoya de Huesca / Huesca / Aragón).
Musculatura y esqueleto: En el tratamiento de fracturas de personas, pero sobre todo de animales, se entablillan con caña y una vez atada, se cubre con empIasto caliente de trementina de abeto con miel y se faja.
Citado en Huesca. Villar, L., J.M. Palacín, C. Calvo, D. Gómez & G. Montserrat. 1987. Plantas medicinales del Pirineo Aragonés y demás tierras oscenses
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Uso tóxico y nocivo
Uso combustible
Construcción
Su madera se usa para construir embarcaciones en el Alt Empordà. Casas, edificios e instalaciones agropecuarias Su madera es apreciada para construcción en el Pallars. Aunque se trata de una especie forestal, no ha sido muy explotada como especie maderera, por lo menos en tiempos recientes, con algunas excepciones en el Pallars.
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Industria y artesanía
Mobiliario y enseres domésticos
La parte terminal de la copa del abeto se usaba para confeccionar las batulles que servían en el valle de Cardós (Pallars) para batir el requesón, para evitar la formación de grumos.
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Uso medioambiental
Uso ornamental
Patios, huertos y jardines
No es raro ver abetos como árboles ornamentales en parques y jardines.
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Narrillos del Rebollar (Avila / Ávila / Castilla y León).
Patios, huertos y jardines: jardines
Citado en Ávila. Blanco, E. 2015. Las plantas en la cultura tradicional de Ávila: Etnobotánica abulense.
Manuel Pardo0.00 (0)00 comentarios
Uso social, simbólico o ritual
Rituales del ciclo anual
Desde hace varias décadas se ha adquirido la costumbre de usar especies como A. alba, Picea abies (L.) H. Karst. y otras como árbol de Navidad, engalanados con adornos y luces, ya sea en las casas o en las plazas de los pueblos y ciudades. Además, se venden ramas de abeto y de acebo en los mercados de Navidad de ciudades como Barcelona, que también se usan como árboles de Navidad y para enramar la iglesia.

Rituales de incertidumbre, protección y aflicción
Sus ramas se bendecían el Domingo de Ramos y luego se colocaban en ventanas y puertas para proteger a personas y animales de malos espíritus, enfermedades y rayos. En el Pallars, sus ramas colocadas en forma de cruz y bendecidas en la festividad de Santes Creus (3 de mayo), se ponen en los sembrados para protegerlos del granizo.
RAMET Anaïs 0.00 (0)00 comentarios
Mapa

Por tipo de información: Uso medicinal (11) Uso veterinario (1) Uso ornamental (1)

Por comunidades autónomas: Aragón (9) Cataluña (3) Castilla y León (1)

Por provincias: Huesca (9) Girona (3) Ávila (1)

Por comarcas: Hoya de Huesca (8) Alt Empordà (3) Jacetania (1) Avila (1)

Enlace para filtrar la información que se muestra en el mapa para esta ficha.